ZARACHI 2019: LA CRÓNICA

En 2015 decidimos  rendir un homenaje al ya desaparecido Trofeo Baracchi, aquella prestigiosa contrarreloj por parejas que se celebró en la segunda mitad del siglo XX, y creamos nuestro particular Trofeo Zarachi. Este año 2019 el Zarachi cumplía su quinta edición y ese lustro de antigüedad merecía que mejorásemos nuestra prueba. Para eso buscamos un nuevo recorrido y un nuevo final. Así que desde Alfamen y rodando entre las viñas de la maravillosa garnacha aragonesa durante algo más de 5 kilómetros esta edición de la Zarachi acabaría en las magníficas instalaciones de Bodegas Bodem, dónde nuestros amigos Louis y Eugenia ejercieron de sensacionales anfitriones para que el final de nuestro día estuviese a una gran altura.

 

Como también es tradición el viernes se celebró el sorteo de parejas. Un sorteo retransmitido en video ante una numerosísima audiencia y donde la suerte, y solo la suerte (casi todo el rato), quiso que las parejas resultantes en busca de la gloria fuesen las siguientes:

 

Javier y Raúl Héctor

Javier, miembro de pleno derecho del “Comando Vaqueros” cuyo lema es: “para hacer menos de 100 kilómetros los hago en vaqueros” formó pareja con Raúl, uno de los destacados integrantes del Canfranero que a pesar de tener la posibilidad de dar al botón del óxido nitroso en su bicicleta no lo hizo y de manera “atmosférica”, es decir sin ayuda del turbo, completaron un buen crono.

 

 

Diego Cabeza y Carlos Escuer

Siempre sonriendo y siempre con ganas de hacerlo bien. La actitud que se debe de tener en este día. Un fenomenal crono para ellos y también destacados luego en disfrutar del almuerzo. Además Carlos nos regaló unas imágenes inéditas del hábitat del lémur rodante de Alfamén en libertad. Imágenes que debido a su alto valor antropológico guardaremos para nosotros. Solo los participantes en el Zarachi fueron afortunados en contemplar tan magno espectáculo.

 

 

Oscar y Adrián

Para Oscar era su primer Zarachi y lo disfrutó de lo lindo. Ha llegado este año al club y es de los habituales los domingos en Plaza de Roma. Para Adrián ya no es nuevo este evento, cada año mejora sus prestaciones y en esta edición se atrevió a salir de la comodidad del bolsillo de su pareja (estaba mal acostumbrado con su estreno con José ramón en su primera edición)  para dar unos valiosos relevos que les llevaron a una buena clasificación final.

 

 

José Aranda y Manu

A estos dos no les engaña la vida, no. Mucha experiencia vital que les hizo pasar un gran rato en la crono pero un mucho mejor rato en el almuerzo. Los dos son grandes amantes del vino y la buena mesa y supieron apreciar el entorno que la bodega nos ofreció después de la prueba.  Y ojo, que como lo cortés no quita lo valiente, también fueron deprisa en bici. Bravo por ellos.

 

 

Jaime y Carlos Criado

Otros habituales en el Zarachi. Varias ediciones para ellos que a lo largo de estos años han crecido como ciclistas y como personas. Se lo pasaron en grande y su cara de felicidad en todo momento no dejaba lugar a dudas. Jaime prometió al acabar que en esta edición tampoco usó sus poderosos brazos. Competitivos hasta el final estuvieron en lo más alto de la clasificación.

 

 

Esther y Pepe Barbany

¡Qué gran pareja y que gran Zarachi que se marcaron! Una mención especial para Pepe que es el organizador de las actividades de montaña extracurriculares del club, y que el día anterior estuvo ejerciendo de anfitrión en la Sierra de Guara en un bonito día de montaña. Al día siguiente no tuvo reparos en salir en la Zarachi y brindar apoyo logístico para la prueba. Gracias Pepe por tu esfuerzo y apoyo con la furgoneta. Y Esther disfrutó un buen rato en la bici y también en la bodega descubriendo una rica garnacha de la tierra. Su prestación deportiva fue sencillamente soberbia. Felicidades.

 

 

José Ramón y Louis

Nuestro amigo Louis y el gran José Ramón rodaron juntos y perfectamente compenetrados para sacar lo mejor de sí mismos y completar un gran Zarachi. El experimentado rodador de origen holandés supo guiar a nuestro “Big engine” José Ramón que como siempre se encontró como pez en el agua en un terreno favorable a sus condiciones. Además para Louis era una motivación extra acabar en su bodega con lo que nada se quedó en la reserva. Gran trabajo.

 

 

Carlos Biarge y Jesús

La fuerza natural de Carlos unida a la actitud y las ganas de aprender de Jesús fueron un tándem perfecto para completar un gran recorrido en un sensacional crono. Compañeros de trabajo además lograron mantener esa relación una vez acabada la prueba, vamos, que no se aniquilaron mutuamente por el camino lo que en ocasiones ya es todo un triunfo. Gran pareja con un largo recorrido por delante. Bien por ellos.

 

 

Fran y Alfonso

Una pareja con las cosas muy claras: disfrutar del día, no hacerse daño y pasar a partes iguales en los relevos. Objetivos secundarios: para Fran no manchar mucho la bici (conseguido) y para Alfonso que la bici no le hiciese mucho ruido (conseguido en parte ya que no lleva una Trek –todavía-). Se divirtieron de lo lindo y su foto lo dice todo.

 

 

Roberto y Richi

Para Richi era su primera Zarachi y la suerte quiso emparejarlo con Roberto. Que te pase eso es garantía de varias cosas: vas a ir deprisa, vas a sufrir un poquito, vas a aprender un montón pero sobre todo vas a tener la suerte de poder ver a un “animal competitivo” como es Roberto en acción. Se lo pasaron en grande y los dos marcaron un tiempo formidable. Bravo por ellos.

 

 

Dani y Samuel

Otra pareja de disfrutones de la bici. Dani cuando se pone no sabe ir de otra manera que no sea deprisa y Samuel, además de ser calladico y un cielo de persona, también sabe esforzarse cuando toca. Rodaron sensacional y se divirtieron antes y después. Además los dos disfrutaron del vino en la bodega ya que también son apasionados de este mundillo.

 

 

Patricia y Nacho

Estos dos se rieron: antes, durante y después. Era su único objetivo y lo consiguieron. Objetivo secundario: que la foto de su “dab” saliese perfecta… y lo lograron. Hacía el mismo lado y en marcha. Teniendo en cuenta que Patricia no sabe soltar la mano izquierda del manillar (cosas de principiante, hay que quererla como es) es todo un triunfo. Y por supuesto hay foto inmortalizando el momento. ¡Sensacional!

 

 

Myriam y Diego Camacho

El azar en el sorteo quiso que esta pareja repitiese del año pasado, con lo que tenían experiencia en rodar juntos. Además Myriam llevaba su flamante Trek Madone Aero y me consta que ese plus de aereodinámica le hizo disfrutar el doble. Esa bici, y su dueña, corren mucho. Diego también llevaba bici nueva, en este caso la Trek Emonda y formaron una gran pareja para marcar un muy buen crono. Y con discos los dos. El futuro ya está aquí.

 

 

Lucía y José Manuel

Yo personalmente tuve la suerte de que el sorteo (ejem, ejem…) me emparejase con mi sobrina Lucía. 15 añitos, muchas ganas de disfrutar de la bici y una actitud envidiable le hicieron solicitar ser participante en el Zarachi. El Jurado Técnico decidió permitirle ser de la partida y pudimos compartir una experiencia fantástica. Nuestro único objetivo era pasarlo bien, disfrutar y aprender a rodar juntos. Las indicaciones que me fue dando la experta rodadora Lucía fueron fundamentales para hacer una gran prueba, dada mi inexperiencia en esta disciplina, y logramos completar un buen crono. Espero que el primero de muchos. ¡Bravo Lucía!

 

 

UN ZARACHI CON VISITA SORPRESA

 

La quinta edición se merecía algo a la altura así que nos pareció buena idea poder visitar Bodegas Bodem. Nuestro compañero Louis y su maravillosa esposa Eugenia son propietarios de esta bodega en Almonacid. Desde el primer momento les pareció una excelente idea y se volcaron en tratarnos con todo el cariño. Una vez acabada la prueba nos enseñaron las instalaciones de la bodega, y nos mostraron la pasión que sienten por la garnacha aragonesa.

 

 

Una suerte poder disfrutar de mano de unos expertos de una visita de este nivel, que acabó en un rico almuerzo en la sala de catas, donde pudimos catar la añada 2017 de su riquísimo vino Las Margas. Una rica garnacha expresión de la zona de Almonacid y de la Sierra de Algairen. Nos sentimos privilegiados por haber podido participar en este evento.

 

 

La Zarachi 2019 es historia. Y fue un día sensacional. GRACIAS a todos por haberlo hecho posible. ¡Larga vida a la Zarachi!

Aquí hay más fotos de este precioso día en este enlace a la Galería del Zarachi 2019

 

OTROS ARTÍCULOS DEL BLOG DE JM QUE TE PUEDEN INTERESAR: